Inicio
Claves post-crisis para vender una vivienda

Claves post-crisis para vender una vivienda

12 abril 2018 Actualidad Noticias Alquiler y Venta


Todos los indicadores señalan que el mercado residencial ha recuperado sus precios y su actividad tras la crisis

 

No todas las viviendas se están vendiendo al paso que sus propietarios querrían.Para evitar esta situación, Alfa Inmobiliaria, ha seleccionado las 5 Claves impresicindibles para vender una vivienda logrando la ecuación óptima entre el mejor precio posible, en el menor plazo de tiempo posible.

1. Si su vivienda no se vende, revisemos el precio

Fijar un precio de mercado es determinante a la hora de vender una vivienda. Aquellas viviendas que salen al mercado por un precio más alto de lo que debería, terminan vendiéndose por debajo de su precio. Hay que tener mucho cuidado con no “quemar” la vivienda pues, si no corregimos a tiempo un precio incorrecto, la vivienda finalmente tendrá que rebajarse más para poder venderse.

2. Quizá sea el estado de la vivienda

Al igual que ocurre en las tiendas de moda, en las que encontramos espejos y probadores para hacernos una idea de cómo nos sienta una prenda, es esencial que el comprador de una vivienda pueda imaginar su vida en ella.

En este sentido, es necesario despersonalizarla al máximo. Fuera fotos de la familia, muebles que entorpezcan el paso, consiga que la mascota de la casa esté de paseo, y mantenga un orden y una limpieza exquisita, para que cualquier persona pueda imaginar sin gran esfuerzo como sería su vida en ella.

Claves post-crisis para vender una vivienda
3. Su vivienda necesita un plan de marketing digital.

Actualmente, la vivienda se encuentra y se visita a través de internet. Luego, llega el momento de contrastar personalmente si lo que vimos en nuestro smartphone se corresponde con la realidad, pero, si no es fácilmente visible en la red, su vivienda no existe. Y para ello, es esencial tener presencia en todos los portales inmobiliarios existentes, probar con nuevas tendencias como la realidad virtual, e incluso recurrir al tradicional cartel. Seguramente este atraiga a potenciales compradores del barrio, que pueden tener un interés especial por una vivienda en la zona.

4. Profesionalidad y diligencia a la hora de gestionar una visita

Generalmente, el comprador ve por internet 80 o 100 pisos, se pone en contacto con un 25% de ellos aproximadamente y, finalmente, termina viendo entre 15 y 20 de los que cumplen con sus requisitos. No atender una llamada a tiempo, no responder un mail en plazo, puede significar en muchos casos el perder una oportunidad de venta.

5. Si además de buena vivienda, es una buena inversión, destáquelo en su anuncio

Actualmente, son muchos los compradores que más que una vivienda, buscan una oportunidad de inversión. Para estos compradores, será muy importante conocer si la zona tiene buena conexión con el aeropuerto (quizá estén pensando en alquilar la vivienda para uso turístico), o saber si dentro de tres años el ayuntamiento tiene previsto inaugurar un nuevo colegio o centro comercial. Todos estos atributos a futuro, pueden ser de gran interés para completar la descripción de la vivienda.